El RU y la UE reemprenden las negociaciones

Una parte de la prensa (aqu铆 y aqu铆) informa de que la Uni贸n Europea y el Reino Unido han reemprendido las negociaciones sobre las relaciones futuras. Explican que hay avances significativos, aunque todav铆a hay extremos en que las posiciones contin煤an alejadas (lealtad concurrencial y pesca, como siempre). De momento no hay comunicados oficiales y nada nuevo aparece en la p谩gina web de la Comisi贸n que informa sobre el desarrollo de las negociaciones; continua anclada en la novena ronda. Es posible que estemos ante un cambio de estrategia y que se prefiera avanzar en silencio. Continuaremos informando

Consejo Europeo de 15 y 16 de octubre de 2020

Mediados de octubre parec铆a la fecha clave para conocer el desenlace final de las negociaciones sobre las relaciones futuras; es decir, para saber si se llegar铆a a un acuerdo de libre comercio entre la Uni贸n Europea y el Reino Unido. De un lado, Boris Johnson hab铆a afirmado que deber铆a haber consenso al respecto antes del 15 de octubre. De otro, durante ese d铆a y el siguiente ten铆a lugar una reuni贸n del Consejo Europeo. Pues bien, hemos superado esa fecha y el cielo no ha ca铆do sobre nuestras cabezas. Es cierto que la tensi贸n ha aumentado y el acuerdo parece m谩s dif铆cil, pero las partes contin煤an negociando.

https://historiaconminusculas.blogspot.com/2013/03/el-unico-miedo-de-los-galos.html

Antes que nada cabe referirse a la tercera reuni贸n del Comit茅 Especial sobre Irlanda e Irlanda del Norte de 9 de octubre de 2020. Urg铆a al Reino Unido a acelerar los trabajos para que los controles fronterizos estuvieran operativos el 1 de enero de 2021 y para diferenciar la identificaci贸n tributaria de los empresarios norirlandeses de la del resto del Reino Unido. Igualmente consideraba que deb铆a avanzarse en los encargos realizados por el Comit茅 mixto; en particular, garantizar los derechos de los representantes de la Uni贸n Europea en el Reino Unido, en la identificaci贸n de los 鈥渂ienes en riesgo鈥 (aqu茅llos que transitan desde Gran Breta帽a a Irlanda del Norte y pueden entrar en la Uni贸n Europea), en las ayudas en agricultura y en las exenciones tarifarias brit谩nicas en materia de pesca.

El 15 de octubre el Consejo Europeo confirm贸 que ha habido avances pero que no son suficientes para llegar a un acuerdo conforme a las directrices de 25 de febrero de 2020. Ped铆a a Michel Barnier continuar con las negociaciones, instaba al Reino Unido a dar los pasos necesarios para conseguir el consenso y exhortaba a los Estados miembros a adoptar las medidas necesarias para el caso de que no pudiera alcanzarse el fin deseado. Pueden verse las conclusiones de la reuni贸n aqu铆. En la conferencia de prensa que Charles Michel, presidente del Consejo Europeo, y Michel Barnier dieron el 15 de octubre el 煤ltimo reiter贸 que estaban determinados a llegar a un acuerdo con el Reino Unido, aunque no a cualquier precio. Y anunci贸 que viajar铆a a Londres el lunes para reunirse con el equipo de David Frost, al que propon铆a intensificar las negociaciones.

Al d铆a siguiente Boris Johnson replic贸 que se est谩n preparando para el caso de que no se llegu茅 a un acuerdo sobre las relaciones futuras, que a estas alturas considera harto improbable (aqu铆 y aqu铆). Volvi贸 a repetir que el Reino Unido s贸lo pide el mismo trato que otros Estados -en particular, Canad谩- con los que la Uni贸n Europea ha concluido tratados de libre comercio, y le recrimin贸 que quisiera seguir controlando la legislaci贸n y la pesca brit谩nicas 鈥溾n a way that is obviously unacceptable to an independent country鈥. Con todo, mantiene la puerta abierta a seguir negociando, aunque advierte que debe ser la Uni贸n la que haga el siguiente paso. Ese paso pod铆a ser el viaje de la delegaci贸n comunitaria a Londres, que anunci贸 Michel Barnier. Sin embargo, seg煤n la prensa, David Frost le pidi贸 ayer que no lo hiciera ya que no hay base para continuar con las relaciones. Pero tambi茅n se informa de que se comunicar谩n por tel茅fono.

La conclusi贸n es que contin煤an las negociaciones, aunque es m谩s dif铆cil alcanzar un acuerdo dado que la tensi贸n ha aumentado, que cada vez hay menos tiempo, que no se ha recuperado la confianza rota por la UK Internal Market Bill y que el coronavirus est谩 acaparando casi toda la atenci贸n.

Novena ronda de negociaciones (29 de septiembre – 2 de octubre)

El brexit no deja de sorprender. Si en la entrada anterior explic谩bamos el pesimismo existente debido a la falta de avances significativos en las negociaciones, al progreso legislativo de la UK Internal Market Bill y a los reproches de Maro拧 艩ef膷ovi膷, ahora parece que algo se mueve en sentido contrario. Es decir, que podr铆a haber un acuerdo sobre las relaciones futuras. La raz贸n es que el Reino Unido ha enviado a la Comisi贸n varios documentos que acercan las posiciones de las partes sobre pesca, lealtad concurrencial, cooperaci贸n judicial y policial, cooperaci贸n nuclear civil y coordinaci贸n en materia de Seguridad Social, seg煤n informaba The Guardian.

Parecer铆a que la propuesta brit谩nica ca铆a en saco roto pues, de nuevo seg煤n la prensa (por ejemplo, aqu铆 y aqu铆), Ursula von der Leyen envi贸 una carta al Gobierno Johnson reproch谩ndoles el incumplimiento del Acuerdo de Retirada y d谩ndole un plazo de un mes para responder. Interesa subrayar que el incumplimiento aparece referido al art. 5, que obliga a las partes a negociar de buena fe, y no al Protocolo de Irlanda e Irlanda del Norte, pues el proyecto de Ley todav铆a no se ha aprobado ni se ha adoptado medida infractora alguna. Ahora bien, la presidenta de la Comisi贸n Europea tambi茅n afirm贸 que la prioridad de la Uni贸n Europea es alcanzar un acuerdo sobre las relaciones futuras. Y en esa clave debe interpretarse el hecho de que el plazo dado al Reino Unido para contestar sea de un mes, que finalizar铆a al terminar octubre o comenzar noviembre. Para esa fecha, ya deber铆a haber un acuerdo (o el avance deber铆a ser tan significativo que llevara a los dos partes a seguir negociando), pues Boris Johnson advirti贸 que la fecha m谩xima era el 15 de octubre, que es precisamente cuando debe tener lugar una nueva reuni贸n del Consejo Europeo. Y de ah铆 tambi茅n que el Gobierno brit谩nico est茅 retrasando la tramitaci贸n legislativa de la UK Internal Market Bill y que sea posible que desaparezcan de ella las disposiciones m谩s conflictivas.

En medio de este ambiente ha tenido lugar la novena ronda de negociaciones, del 29 de septiembre al 2 de octubre. Las dos partes reconocen que ha habido avances, aunque las posiciones todav铆a se mantienen muy alejadas. En un escueto comunicado, David Frost se mostraba optimista, pues vislumbraba un acuerdo. No obstante, reconoc铆a que las posiciones todav铆a est谩n muy alejadas en cuanto a las cuotas de pesca y a la competencia leal. 鈥淭hese issues are fundamental to our future status as an independent country鈥.

Tambi茅n se mostraba parco Michel Barnier, cuya nota de prensa 2 de octubre puede dividirse en dos partes. En la primera repasaba el estado de las negociaciones, subrayando los extremos en los que hab铆a acuerdo, aqu茅llos en los que hab铆a habido un progreso (seguridad a茅rea, coordinaci贸n de la seguridad social, y cooperaci贸n judicial y pol铆tica en temas penales), aqu茅llos en los que no se hab铆a conseguido ning煤n avance (protecci贸n de los datos personales y lucha contra el cambio clim谩tico) y los temas en los que persist铆an las divergencias, que son los que m谩s interesan a la Uni贸n, seg煤n el representante europeo. En la segunda parte recordaba los tres temas que deb铆an resolverse para alcanzar un acuerdo sobre las relaciones futuras: la lealtad concurrencial, la pesca y la gobernanza. En cuanto al primero, destacaba que no pod铆a aceptarse que el Reino Unido rebajase los est谩ndares sociales, fiscales y medioambientales. Respecto del segundo, la Uni贸n desea un acuerdo estable y duradero, por lo que la oferta brit谩nica de cuotas decrecientes durante los pr贸ximos tres a帽os no es admisible. Por 煤ltimo, el representante europeo puso el acento en la gobernanza, exigiendo 鈥溾 comprehensive agreement, with robust enforcement and dispute settlement mechanisms, as well as effective remedies鈥. La raz贸n es la desconfianza generada por el proyecto de ley brit谩nico sobre el mercado interno. A diferencia de en otros comunicados de prensa, no conclu铆a reiterando que la voluntad de la Uni贸n era alcanzar un acuerdo de libre comercio. Esta vez informaba de que mantendr铆an una actitud respetuosa y calmada, permaneciendo unidos hasta el final de las negociaciones. 驴Interpretando el papel de 鈥榩oli malo鈥?