Diarios dispersos.

¬† ¬†Leo la convocatoria de un futuro encuentro a celebrar en Madrid: ‚Äú’Cl√°usulas sociales en la contrataci√≥n p√ļblica: encuentro con la Ministra de Hacienda del Gobierno de Espa√Īa’‚ÄĚ. Lo organiza el Foro CONR.

   En la presentación se anuncia la nueva era con redoble de tambores (y presupuestos redoblados, claro):

‚ÄúLas consecuencias de la crisis actual pueden neutralizarse con las cl√°usulas sociales en la contrataci√≥n p√ļblica y en las subvenciones. La contrataci√≥n p√ļblica socialmente responsable ayuda a las autoridades a proporcionar servicios y productos de calidad y obtener beneficios sociales adicionales sin aumentar el presupuesto social.

Para que la recuperaci√≥n econ√≥mica y social sea posible, las autoridades tienen que utilizar todos los instrumentos a su alcance para subsanar los efectos negativos de la crisis post pandemia. El Mecanismo de Recuperaci√≥n y Resiliencia proporcionar√° unos recursos financieros sin precedentes de los que, en muchas ocasiones, se har√° uso mediante la contrataci√≥n p√ļblica.

Es esencial que se puedan aprovechar al m√°ximo las normas de contrataci√≥n p√ļblica, a fin de que estos recursos redunden en una recuperaci√≥n con los mayores beneficios sociales y econ√≥micos posibles para todos, en concreto para las personas con discapacidad, cuyo colectivo es uno de los m√°s afectados por la crisis.‚ÄĚ

            Y, con encomiables objetivos, se ajusta el tiro (las negritas son mías):

¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬† ‚ÄúPor eso es fundamental alejarse de una l√≥gica basada en la b√ļsqueda del precio m√°s bajo e introducir consideraciones relacionadas con la integraci√≥n social, la igualdad de oportunidades y el empleo justo e inclusivo de los m√°s vulnerables, en especial de las personas con discapacidad.‚ÄĚ

            No, no se trata de que el precio pueda ser complementado con otros criterios relativos a la prestación (por ejemplo, un servicio especial post venta). Lo que hay que hacer es alejarse del precio más bajo, que es una antigualla cuando se dispara con pólvora del rey.

¬† ¬† ¬† ¬† ¬† Una a una van cayendo las instituciones con las que nos sedujeron los liberales. Ayer le toc√≥ a la igualdad ante la ley y hoy le toca el turno a la contrataci√≥n con el menor gasto para los ciudadanos. Con velocidad de crucero, hacia la nueva sociedad estamental regida arbitrariamente por los nuevos se√Īores (al menos en otras √©pocas la presi√≥n fiscal media no se encaramaba al 40%).

¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬† Postdata: el lugar para hacer pol√≠tica social no es la contrataci√≥n p√ļblica.

***

Esta entrada ha sido publicada en Contrataci√≥n administrativa., Contratatos del sector p√ļblico, Contratos administrativos y etiquetada como . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.