Un Tribunal no soñado.

Un Tribunal no soñado.      

         1.-La Constitución de 1931 opta por un parlamento unicameral y aspira a embridarlo, teóricamente, con un Tribunal de Garantías Constitucionales. Aquí arranca el examen de Fossas, ya que dicho Tribunal actuaría luego como Juez Penal de Companys. Como señala el autor, es cierto que este órgano se inspiraba en los modelos austríaco y norteamericano, pero también en el Anteproyecto de Constitución de 1929 (que no llegó a tramitarse). Se deduce de la lectura que estamos ante una novedad confusa. De hecho, lo mismo se deriva del examen de Esteve Pardo, por lo que respecta a España.

*

         2.-Es decir, no estamos ante una cuestión doctrinal profundamente debatida o ante una demanda política ampliamente sentida. Apunta Fossas que “el Título IX de la Constitución que lo regulaba se redactó de forma improvisada y con poco interés; la Ley Orgánica que lo desarrolló no se aprobaría hasta junio de 1933, casi dos años después de la entrada en vigor del texto constitucional; y su actividad no se inició hasta enero de 1934, ya en el Bienio Negro”.

**

         3.-Y añade que:

         “La incidencia negativa de ese contexto se manifestó en la ausencia de un proyecto político claro sobre la institución, y en la confusión que reinó entre los constituyentes acerca de la naturaleza del órgano, como se puso de manifiesto en los debates de las Cortes. Las discusiones mantenidas entonces revelaron que la implantación de la jurisdicción constitucional requiere como presupuesto no solo un concepto de Constitución, sino también una cierta idea de democracia, que no era la dominante en las fuerzas políticas, hostiles al establecimiento de límites a la soberanía del Parlamento […]”

La pelea en el Congreso entre un socialista y un conservador que anticipó la Guerra Civil

***

 

Quant a Joan Amenós Álamo

Professor de Dret Administratiu
Aquesta entrada s'ha publicat dins de Tribunal de Garantías constitucionales i etiquetada amb . Afegiu a les adreces d'interès l'enllaç permanent.

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *