La vitamina D o antirraquítica, es resistente al calor, se encuentra en la piel, cerebro e hígado de los animales. También se encuentran en los vegetales. En sí, no sirve para curar de raíz el raquitismo, pero por medio de los baños solares se transforma en la piel de las personas en vitamina D.

Vitamina D

Como actúa la vitamina D en el cuerpo

La vitamina D ayuda a la formación de los huesos. Para que el calcio y el fósforo se fijen en los huesos, es necesaria la presencia de la vitamina D. Cuando  hay carencia de esta vitamina, se originan en los niños una enfermedad que se conoce con el nombre de raquitismo.

Se conoce al raquitismo como la carencia de  vitamina D: los dientes y las muelas  tardan en salir en los infantes, los huesos del cráneo es blando,  se deforma con facilidad. El enfermo   tiene la cabeza voluminosa y de forma irregular: a veces achatada de arriba hacia abajo y otras veces con el hueso frontal hundido.

En los adultos la escasez de vitamina D puede originar una enfermedad llamada  osteomalacia  (ablandamiento de los  huesos) y en los ancianos, osteoporosis.

La riqueza de las vitaminas A, C, D y minerales  protegen  la dentadura haciéndolos resistentes a las caries. Esta vitamina se encuentra en el hígado de bacalao y otros peces. En muy poca cantidad se encuentra en la leche, mantequilla y huevo. Pero no son suficientes, por eso es necesario tomar baños de sol, pero con cuidado.

Algunos vegetales que contienen vitamina D: Las setas comestibles, con las que se puede hacer un risotto con hongos, banana, trigo, pimienta, pimentón, plátanos, centeno, la avena y su poder curativo.