¿Vacaciones? Así nos gustan a los millennials

Si de algo podemos presumir los millennials es de ser la generación con mayor facilidad a la hora de viajar. Hemos tenido la suerte de nacer en la época de los campamentos, los viajes de fin de curso del colegio, los paquetes vacacionales con los amigos, las becas Erasmus y las aerolineas low cost. Por eso, ante la pregunta de cómo son las vacaciones de los millennials, podemos estar seguros de que el día de mañana recordaremos todos estos eventos.

Campamentos

campamentos ingles

En la infancia y pubertad de todos nosotros permanece el recuerdo de los campamentos de verano. Algunos eran escauts, otros solo iban con el colegio y otros buscaban experiencias diferentes, como con los campamentos de verano en inglés. Si algo nos ha quedado claro de esta etapa, es que ojala pudiéramos seguir disfrutando de estas experiencias una vez que nos hemos hecho mayores de edad.

Festivales

festivales

Prácticamente ya no queda ninguna provincia en España que no presuma de celebrar algún festival musical. No importa cuál sea el estilo que te guste, ni si ha sido dentro o fuera de nuestras fronteras, seguro que has tenido la oportunidad de coger tu tienda de campaña y a tu grupo de amigos para pasar un fin de semana escuchando a los artistas del momento y a grupos emergentes, tanto en español como en inglés.

Escapadas del Erasmus

viajes erasmus

Ir de Erasmus seguramente haya sido el mayor VIAJE (con mayúsculas) de nuestra vida millennial. No solamente nos hemos sumergido en una nueva cultura local, también hemos recorrido cada rincón de ese país y de los países vecinos durante los meses que ha durado la beca. Y aún más, hemos conocido gente de tantos países que es como si los hubiéramos conocido todos. Se dice que el Erasmus en un año en la vida pero la vida en un año, ¡Y que habría sido de este año sin haber aprendido a hablar inglés antes de irnos!

Vacaciones de verano

vacaciones-verano

Especialmente en ese momento de transición entre los campamentos y las vacaciones de pareja, todos hemos dedicado al menos un verano a ir de vacaciones a la playa con los amigos. ¡Y que buenos ratos de fiesta habéis pasado! Aunque el realidad el destino siempre ha sido lo de menos: sol, playa, discotecas y turistas de todo el mundo. Resultaba imposible saber cuál era la lengua local, pero eso nunca ha sido un impedimento.

Viajes fin de curso y universitarios

viaje fin curso

En el Instituto seguro que tuviste la suerte de poder hacer un intercambio con el colegio y de irte a final de curso varios días con todos tus compañeros, y también con tus profesores. Estos viajes sabían a libertad y buenos momentos, pero siempre con mesura, no vaya a ser que nos metiésemos en lios con la dirección del instituto. Pero, ¿y los viajes de la carrera? Siempre ha sido típico ir de paso de Ecuador y de fin de carrera al Caribe, aunque los últimos años también se han puesto de moda los destinos europeos como Amsterdam o Croacia.

La clave de las vacaciones y los viajes de los millennials siempre ha estado clara: amigos, ganas de disfrutar y dominio del inglés. Ya no tenemos fronteras y disfrutamos de lo local con una perspectiva global.

¿Dónde se van de vacaciones los millennials?

Ya de todos es sabido que los millennials prefieren viajar a ahorrar. Son más nómadas que sedentarios y no les importa cambiar de trabajo cada cierto tiempo si eso les permite un par de meses conociendo mundo.

Además, durante el año, optan por períodos más cortos pero más repartidos en el calendario. Viajar muy seguido es su afición y la búsqueda de “destinos instagrameables” su principal objetivo. Viajan, sí, pero también lo cuentan en sus redes sociales. 

Estas nuevas generaciones de empleados están cambiando la gestión y organización de los períodos vacacionales en las empresas. Buscan flexibilidad en sus empresas y, según datos del software de recursos humanos Factorial, el período de descanso solicitado por los millennials oscila entre uno y cinco días. Así, piden menos de una semana para repartirse las vacaciones durante todo el año.

¿Qué destinos escogen los millennials para sus vacaciones?

bungalows blanes vacaciones millennials

El trinomio bueno-bonito-barato se impone en las vacaciones de corta duración. En caso de realizar viajes más largos entre trabajo y trabajo, los millennials intentan ahorrar pero van más sueltos en lo que a caprichos y gastos se refiere.

Por ejemplo, un atractivo turístico para los millennials españoles es la Costa Brava. Según nos cuenta este Bungalows Blanesmuchos millennials viajan en grupo para pasar unos días en la naturaleza acampando en campings de este tipo. Luego, se recorren toda la costa visitando las playas y pueblos del Mediterráneo. 

También, las islas o destinos “menos turísticos tradicionalmente” se han puesto de moda entre los millennials. Así, visitar las Azores, Madeira o los países del Cáucaso, es una de las opciones preferidas por este grupo de población.

El turismo rural es el favorito de las parejas

Si ya hablamos de parejas de millennials enamorados, entonces nos encontramos con un tipo de turismo predilecto: el turismo rural. Perderse en una casa rural en medio de la naturaleza durante unos días es la desconexión que estos jóvenes buscan cuando salen de la oficina. Y, en pareja, mucho mejor.

Millennials discapacitados

jovenes millennials discapacitados

En España, la tasa de desempleo sigue siendo bastante elevada: más del 20% de la población activa está en paro. De ellos, el porcentaje se ceba en el grupo de edad de los jóvenes, con un 41% del total de parados. Aún así, si pensamos en jóvenes con discapacidad, tenemos una cifra aún mayor: el 68% de nuestros millennials discapacitados ve cómo se le cierran las puertas del mercado laboral español.

Hemos hablado con la Ortopedia Itomi, especialista en alquiler silla de ruedas Barcelona para que nos alumbre un poco con información al respecto. Nos cuentan que se ha incrementado el acceso de millennials a las tecnologías ortopédicas, así como a la vanguardia de los accesorios para pesonas con discapacidad.

También se ha visto un aumento de los servicios de alquiler de productos, como es el caso del alquiler silla de ruedas Barcelona o de otra ciudad, puesto que los jóvenes, además de estar en paro, deben pagar la manutención de sus productos y por ello optan por el alquiler antes que por la compra de los mismos.

Falta de recursos

Podríamos indicar que es la mayor dificultad de nuestros jóvenes discapacitados para encontrar un empleo. Eso, sumado a las barreras arquitectónicas de cualquier ciudad (que aún las hay) junto con otro tipo de barreras fruto de la violencia social y los estereotipos, anulan la capacidad laboral de estos jóvenes. Cabe señalar que también se suma el déficit de integración de este colectivo, ya que el 40% de los universitarios con discapacidad estudian a distancia, desde casa. 

Todo ello desemboca en un nivel educativo de los jóvenes discapacitados mucho menor que la media general. Solo un 8,2% tiene estudios universitarios, y aún así no encuentran trabajo, con la consiguiente pérdida de talento que esto supone para un país que necesita más que nunca mano de obra cualificada.

La sobreprotección, la gran barrera

El miedo al rechazo o a que lo pase mal una persona con discapacidad hace que muchas familias pequen de sobreprotección, evitando así que la persona se desarrolle social y educativamente. La desmotivación y el excesivo afecto frena las capacidades cognitivas de estos jóvenes, que acaban resignándose a vivir con las subvenciones estatales y en el núcleo familiar. 

A la vanguardia de la depilación eléctrica

La depilación eléctrica está ganando adeptos entre los millennials. Ahora, los anuncios de chicas aparentemente perfectas que cruzan de forma divertida sus piernas en una piscina mientras se rasuran se han convertido en vintage.

Hoy en día, la tecnología ocupa gran parte de la vida de los millennials y de todos en general. Lo podemos hacer todo con la tecnología o simplemente conectádonos a la corriente eléctrica. Y la belleza no iba a tardar en sumarse al carro de la depilación eléctrica, como otros muchos tratamientos que han dejado de depender de nosotros para satisfacer ante los avances de la máquina.

Un paso más allá del láser o la fotodepilación

Hablamos de vanguardia en depilación eléctrica porque se superpone un paso por encima de otros tratamientos como la depilación láser o la fotodepilación. Si ya de por sí esto había causado sensación en todo el mundo, con sus millones de clínicas y franquicias repartidas por todas las ciudades, ahora la depilación eléctrica abarca un concepto que en la estética es muy deseado: lo infinito, lo eterno. 

Erradicar el vello de forma permanente es el deseo de muchas personas y de los millennials, que han crecido bajo el manto de cánones de belleza que optan por el cuerpo sin vello. En este sentido, la técnica de la depilación eléctrica se realiza pelo por pelo y en cualquier parte del cuerpo (barbilla, labio superior, patillas, cuello, zonas complicadas…)

Técnicas de depilación eléctrica

Si bien existen tres tipos de corrientes eléctricas en la electrodepilación, solo dos de ellas se utilizan hoy en día:

  • Electrólisis (galvánica y obsoleta). Consiste en producir una reacción química en el folículo que erradicará las células de crecimiento del pelo.
  • Termólisis (alta frecuencia). Esta técnica produce calor, por lo que se calientan y destruyen las células del crecimento del pelo en el folículo.
  • Electro-blend. Un método muy eficaz y a la vanguardia de la depilación eléctrica. Combina dos corrientes, la galvánica y la Alta frecuencia. De este modo, se introduce calor a la vez que se produce electrólisis.

Cabe destacar que la depilación eléctrica está indicada para todo tipo de personas pero no conviene realizarla hasta que la piel no esté madura, es decir, posterior a los 14 años de edad. 

Además, es un tratamiento ideal cuando hay exceso de vello en la persona siempre que no sea por alguna enfermedad, en cuyo caso deberá presentare una autorización médica.

Por qué los ‘millennials’ prefieren viajar a trabajar

millenials prefieren viajar a trabajar

Es muy fácil reconocerlos. Tan solo hay que entrar en cualquier red social y aparecen. Jóvenes, llenos de vitalidad y con poses quasi naturales en cualquier parte del mundo. Son los millennials, una generación nacida entre lo viejo y lo nuevo que afronta su futuro laboral desde la tecnología e Internet. 

Sin embargo, ese futuro laboral muchas veces es reemplazado por lo que vemos en las redes sociales: todo un rastro de fotografías, poses, monumentos, capitales… en definitiva, prefieren viajar a tener un trabajo estable. Y esto… ¿por qué?

Los millennials “viven” más tarde

Por regla general, esta generación hace las cosas más tarde con respecto a sus padres. De hecho, la mayoría de ellos que decide contraer matrimonio lo hace a la edad media de 32 años. Por tanto, se pasan la década de los 20 redescubriéndose a sí mismos y planteándose cualquier futuro.

Además, como no tienen ataduras (hijos o pareja estable) pueden cambiar su domicilio cuantas veces lo deseen y “empezar de nuevo” a la vez que viajan y descubren el mundo.

Otra visión con respecto al trabajo

Antes, tener un trabajo estable a tiempo completo que permita la progresión interna dentro de una única empresa era el sueño de todos. Y luego adquirir un vehículo propio, una propiedad y tener un mes en verano para irse a la playa.

Sin embargo, los millennials prefieren trabajos que otorguen flexibilidad y variedad de obligaciones. No buscan ataduras así que se comparte coche, piso y los gastos de la vida diaria. Digamos que no se agobian por la vida y por eso hay tantos “freenlaces” hoy en día.

Trabajar en el extranjero atrae más

Y ya no basta solo con contar con flexibilidad en el trabajo, sino que trabajar en otro país llama mucho la atención de los millennials, especialmente a raíz de la crisis. Mejores prestaciones y mejores salarios para continuar viajando y descubriendo culturas es lo que triunfa entre esta generación.

De hecho, aprender inglés en el extranjero gracias a academias y luego quedarse en el país es el pan de cada día de muchos millennials que se fueron a estudiar unos meses y luego encontraron ofertas de prácticas o trabajos temporales para continuar su progresión en ese nuevo país.

Pueden trabajar online

Un aliciente para que los millennials prefieran viajar a trabajar es que pueden trabajar… pero de forma online. Tras haber crecido inmersos en el boom de la tecnología, la destreza de esta generación con las aplicaciones e Internet es sorprendente.

Son expertos en tecnología, tienen recursos y motivación por obtener una recompensa que les permita seguir descubriéndose a sí mismos y al mundo.

Cómo afrontan los millennials su formación y futuro laboral

expectativas laborales millennials

Mucho se habla de la formación y las aspiraciones de las diferentes generaciones y en especial de los millennials. Se dice de ellos que son exigentes, impacientes y ambiciosos y no siempre se acompañan estos calificativos desde una perspectiva positiva. Sin embargo, ¿qué hay de cierto en esto? ¿Qué busca la generación Y a título personal y qué pide a las empresas?

De momento, lo que sí parece cierto es que los nacidos entre 1980 y 1995 trabajarán durante más años que generaciones anteriores y que, quieran o no, tendrán que enfrentarse a una mayor variedad de empleos.

Sus expectativas laborales a fondo

Se dice que los millennials practican lo que se ha bautizado como “job shopping”; es decir, la búsqueda casi constante de un nuevo trabajo que mejore en algún aspecto las características del anterior, ya sea a nivel salarial, por permitir el desarrollo de nuevas habilidades o por contar con mayor flexibilidad. De pronto están un día en una agencia de marketing haciendo link building en Barcelona y, al año siguiente, realizando un viaje sabático por Latinoamérica. Son imprevisibles.

Aunque los estudios dicen que esta generación cambia de trabajo cada 3 años, ellos defienden que no saltan de un trabajo a otro con tanta facilidad como se hace pensar. Si cuentan con la oportunidad de avanzar y crecer profesionalmente con el mismo jefe no tiene necesidad de buscar un nuevo empleo.

jovenes millennialstrabajando

Otros puntos clave en sus expectativas laborales son:

  • Posibilidad de desarrollar diferentes habilidades
  • Certeza de saber que son tenidos en cuenta
  • Equilibrio entre la vida laboral y personal
  • Flexibilidad y autonomía
  • Trabajar con una empresa solidaria y con valores

Por lo que todo parece indicar que si las grandes empresas quieren retener al talento joven en su plantilla deben hacer más caso al departamento de recursos humanos  y menos al de finanzas.

Formación continua y de valor

Desde una perspectiva histórica, y en parte gracias a la llegada de la sociedad de la información y a la democratización de Internet, nadie puede negar que los millennials son la generación más formada.

Desde su juventud dedican mucho tiempo y esfuerzo a contar con las cualificaciones necesarias para encontrar una profesión que incremente su empleabilidad a largo plazo. Por supuesto, en este camino esperan encontrar cambios frecuentes, nuevos retos y progreso profesional y en este sentido ven sus carreras bajo el mismo prisma.

Y es que a la hora de escoger unos estudios priman, no solo aquello que les apasiona, si estudiar-odontologiano también aquello que les aporta garantías. Las carreras más demandadas son aquellas que presentan un mayor  índice de empleabilidad.

Por poner un ejemplo, en el sector de la odontología dos tercios de los profesionales ocupan puestos relacionados con su formación académica, lo que representa una tasa de empleabilidad del 65%. Y según datos del Ministerio de Educación, los estudios de Odontología más demandados se encuentran en Cataluña, ya sea para obtener una titulación universitaria como otra especialidad, como un ciclo formativo de higiene dental.

Lo que parece claro es que esta generación está dispuesta a invertir su tiempo y futuro en una formación que les aporte garantías de futuro a largo plazo. Y que se muestra exigente, sí; pero también está capacitada para innovar y desempeñar sus tareas mejor que otras generaciones.

Las profesiones de los millennials

profesiones de los millennials

Que los millennials son la generación prometida, no cabe duda. Estos jóvenes nacidos en los 90 y comienzos de los 2000 ya no son el futuro, sino el presente. Son los que están incorporándose a las empresas para despuntar en sus empleos.

No solo son unos cracks con los dispositivos móviles, con las tablets, con los ordenadores… sino que también son ese grupo de la población actualmente entre 18 y 34 años que está arrasando en las siguientes profesiones, las más demandadas por su sector y las de mayor crecimiento.

Las profesiones de los millennials más demandadas

Evidentemente, todas ellas están ligadas a la tecnología. Aunque ahora no nos demos cuenta, las redes sociales y la tecnología digital está acaparando nuestras vidas, lo que precisa de especialistas en diversos campos con fuerte manejo de los gadgets.

Terapeutas digitales

Sí, sí, como lo lees. Las adicciones sin sustancia existen y son alarmantes los casos de personas que no pueden despegarse del móvil o del ordenador. Se requieren ya profesionales con habilidades en psicología digital y manejo de trastornos 2.0, así como personas que manejen algún blog de salud o similares para gestionar las comunidades online.

Profesionales de Higiene Bucodental

Sí, aunque parezca una profesión muy antigua es de las que más futuro tiene. Cada vez hay más tecnología en tratamiento y reconstrucción bucal, por lo que los futuros técnicos de higiene bucodental necesitarán grandes dotes tecnológicas para diseñar por ordenador piezas dentales e incluso operar a distancia.

Bloggeros digitales

Tener un blog de marketing digital hoy en día no es novedad, de hecho muchas personas tienen uno dentro de este sector. Pero cada vez se precisan más profesiones de los millennials con conocimientos en el marketing digital para cada sector. Es decir, tanto una farmacia como un supermercado necesitarán un especialista en optimización de motores de búsqueda para hacer frente a tanta competencia.

Energías alternativas

La búsqueda y desarrollo de las energías renovables es, y será, una prioridad en la logística de todos los gobiernos. El petróleo está llegando a su fin y no queda más remedio que adaptarse a nuevas energías, de ahí que la ingeniería química y la bioquímica digital sean cada vez más necesarias y por ello es una de las profesiones de los millennials más demandada.

Arquitectura de realidad aumentada

Inventos como Google Glass (viniendo del grande de Google) son ya premonitorios de la necesidad que tendremos de arquitectos de realidad aumentada capaces de ofrecer información añadida a la realidad. Por ejemplo, esto se podría enfocar para supermercados digitales o para escaparates que interactúen ofreciéndonos información de tallas, modelos de la ropa, etc.

Transporte colaborativo y sobre dos ruedas: así se desplazan los millennials

viajes millenials

Una generación que prefiere disfrutar de los bienes a poseerlos. Así se define a los millennials, pero ¿qué hay de cierto en esta afirmación? En este artículo vamos a mostrar como imperan las alternativas colaborativas y low cost a la hora de viajar, pero que también triunfan las motos y bicicletas de alta gama a  la hora de disfrutar.

Viajes colaborativos y low cost

¿Vuelos a otro país por 10 euros? Areolíneas de bajo coste, como Ryanair o Vueling, se han convertido en los reyes de las escapadas de fin de semana con bajo presupuesto. Especialmente los millennials están más dispuestos a soportar las restricciones de equipaje y espacio en el asiento que sus padres, quienes prefieren pagar un poco más a cambio de viajar más cómodos.

¿Y cuando no podemos recurrir a vuelos low cost? Acudimos al consumo colaborativo. Blablacar, Uber y otras muchas empresas que están emulando a estas plataformas son la alternativa perfecta para viajar de una forma más económica y de conocer gente nueva por el camino.

Por poner un ejemplo de por qué triunfa tanto, en fechas señaladas, como puede ser el día de Navidad, un trayecto de una hora y media de vuelo, que tiene un precio medio de 40 euros por trayecto con una aerolínea de bajo coste, asciende a 200 euros para esta fecha.  ¿Tren de larga distancia y alta velocidad? Tiene un precio similar. ¿Coche compartido? Unos 45 euros por 700 km.  Los usuarios de estas plataformas mantienen el mismo precio durante todo el año, sin aprovecharse de las temporadas altas.

Experiencias sobre dos ruedas

¿Quién no tiene un amigo que no sea un fanático de las bicis? Ya sea de carretera o de enduro, las emociones que despiertan este deporte cada vez tienen más seguidores. Sin embargo, este subidón de adrenalina no nubla los sentidos y los ciclistas no escatiman a la hora de hacerse con los mejores equipos: cuadros de carbono, cascos profesionales, gps, cámaras deportivas… Un sinfín de posibilidades de alta gama para explotar la experiencias y mantener la seguridad.

Los millennials son conscientes del riesgo que acompaña a sus aficiones y lo mismo ocurre con las motos. El auténtico motero millennial sabe que para la mejor forma de disfrutar del asfalto es no jugándose la vida. Por eso apuestan por cascos integrales que ofrezcan máxima protección, monos de cuero que actúan como una segunda piel en caso de caída, guantes y botas…

Y lo mejor de todo, los millennials no entienden la seguridad como un aspecto aburrido, sino que recurren a estos productos explotando sus posibilidades de personalización para poder seguir marcando su estilo y sus gustos en todo lo que hacen. Monos Rpm es otra de lar marcas favoritas por este colectivo, ya que hace monos de cuero a medida, ya sea presentando un diseño totalmente nuevo o cambiando elementos de las propuestas de su catálogo.

En conclusión, nos encontramos ante una nueva generación que ahorra en viajes cuando son solo un medio, pero que se desvive por los que son su pasión, cuando lo importante es el trayecto.

La relación de los millennials con los photocalls

Imagen

millennials photocallsLos millennials somos esa generación Y, los nacidos entre mediados de los 80 y mediados de los 90 y que hemos vivido el boom tecnológico y el desarrollo de las apps. Ante nosotros, la vida se nos presenta en forma de captura de pantalla, quizás con algún emoji que exprese lo que pensamos mientras buscamos a nuestra media naranja en alguna aplicación que permita hacer match.

Por todo ello, ante esta realidad 3.0, las tradiciones han cambiado y las formas de celebrar también se han visto intervenidas por los flashes y la publicidad. Estos dos elementos se han aunado no solo transformando la metodología del marketing sino también la forma en que concebimos los eventos. Ahora mismo, es impensable pensar un evento de alguna marca en el que no haya un photocall con los patrocinadores detrás y los influencers delante. Es la nueva forma de promoción y entretenimiento que existe y que abarca desde photocalls para bodas, photocalls para fiestas privadas o incluso un photocall de comunión en la Eucaristía de tu sobrina.

¿Por qué instalar un photocall en un evento?

La influencer de turno lleva varios días subiendo fotos a las redes sociales sobre algún tipo de producto y/o servicio. Por lo visto, esa marca está preparando un lanzamiento y por ello contacta con estos publicitarios 2.0 para que les corran la voz en sus cuentas pobladas de millennials deseosos de saber qué vestirán, qué comerán y dónde irán.

photocall polaroid

Llegas “influenciado” al sitio del evento y ves un photocall enorme. Todos los patrocinadores están registrados detrás, exhibiéndose en esa lona de textil, listos para ser capturados por todos los smartphones. En ese momento te das cuenta que en los eventos suelen aparecer el photocall como un gran protagonista. ¿Y por qué? Porque tiene estos beneficios:

  • Visibiliza a las marcas. Una lona con todos los logos imprimidos es el escaparate perfecto para las empresas.
  • Invita a hacer fotografías. A todos nos gusta echarnos fotos y más si vemos a famosos haciendo lo mismo. Es una clara tentativa para participar.
  • Da cierto glamour. Como los photocalls de los Goya o los Oscar, tener un photocall de comunión, de boda o publicitario da prestigio.

¿Cómo tener los dientes blancos?

sonria clinica dental consejos tener los dientes blancos

Amigas, amigos… en estas fiestas navideñas es muy común que intensifiquemos el consumo de café, chocolates, vinos, dulces, cacao, etc. Este tipo de alimentos, además de tener un alto contenido en azúcares, dañan los esmaltes dentales haciendo perder el blanco natural de nuestros dientes.

Por ello, te hemos preparado unos consejos para tener los dientes blancos y poder presumir de sonrisa perfecta estas Fiestas. Toma nota:

Consejos para tener los dientes blancos en Navidades

Vamos a darte algunas recomendaciones para un blanqueamiento dental express de tu dentadura.

1. Consume “alimentos detergente”

Cuando bebemos té, café, vino caliente, chocolate, inmediatamente después tenemos que cepillarnos consistentemente para hacer desaparecer las partículas que aminoran el blanco natural de nuestros dientes.

Sin embargo, si tenemos hambre entre horas y estamos lejos del cepillo dental, podemos consumir manzanas o zanahorias porque son alimentos limpiadores naturales de las encías y blanqueadores en potencia. Son alimentos de consistencia firme que ayudan poderosamente a limpiar la dentadura mientras masticamos. 

2. Modera el consumo de tabaco

Todos conocemos el impacto negativo que tiene el tabaco para la salud. A nivel bucodental, su consumo oscurece gradualmente los dientes generando diferentes enfermedades como periodontitis o gingivitis. 

Para tener los dientes blancos es necesario moderar el consumo de tabaco o dejar de fumar. Si aún así, es imposible, siempre debes cepillarte justo después de cada cigarro para evitar la decoloración.

3. Visita a un profesional

Para tener los dientes blancos en Navidades es probable que estos trucos express no sean tan efectivos como una visita a un dentista. No temas, no tienes que gastarte mucho, simplemente puedes optar por una higiene dental (que deberíamos hacer cada seis meses) o un blanqueamiento dental express.

Estos tratamientos son efectivos si, posteriormente, mantenemos una buena salud bucodental. Si descuidamos nuestra dentadura, no tendrá sentido invertir en dentistas.

4. Usa una pasta dental fluorada

Para tener los dientes blancos no hay nada mejor que usar cotidianamente una pasta dental fluorada, porque el flúor es el mejor químico para potenciar el blanco natural de los dientes.

Muchas pastas dentales de supermercado tienen esta sustancia aunque, realmente, visitar una farmacia e invertir un poco más en cremas dentales tratadas y fluoradas naturalmente obtiene mejores resultados.

5. Tu amigo es el hilo dental

Muchas personas lo obvian pero una correcta higiene bucodental pasa por el uso del hilo o la seda dental. Pasar un segmento de hilo dental por todos y cada uno de los dientes (sin dejar ningún hueco) elimina restos de alimentos y bacterias que, si no lo hacemos, pueden oscurecer los dientes.

Ya lo sabes, para tener los dientes blancos en Navidades opta ya por seguir estos consejos, moderar el consumo de bebidas oscurecedores y darse una vuelta por el dentista para una limpieza rápida y económica.