Una nota sobre las fundaciones del sector público estatal.

…   1.-Las fundaciones y, en alguna ocasión, las asociaciones han  sido en estos últimos años uno de los principales intentos de canalizar la ya tradicional huída del Derecho Público. La Ley 40/2015, de 1 de octubre, de régimen jurídico del sector público, las ha regulado (arts. 128  a 136). Vamos a entresacar algunos puntos de interés de esta articulación.

*

…   2.-El criterio de identificación de las fundaciones del sector público estatal aparece en el art. 128.1:

……      -Que se constituyan de forma inicial con una aportación mayoritaria, directa o indirecta, de la Administración General del Estado o cualquiera de los sujetos integrantes del sector público institucional estatal, o bien reciban dicha aportación con posterioridad a su constitución.

……      -Que el patrimonio de la fundación esté integrado en más de un 50% por bienes o derechos aportados o cedidos por sujetos integrantes del sector público institucional estatal con carácter permanente.

……      -Que la mayoría de derechos de voto en su patronato corresponda a representantes del sector público institucional estatal.

…   Las fundaciones no pueden ejercer potestades públicas y sólo pueden realizar actividades sin ánimo de lucro y para el cumplimiento de fines de interés general (con independencia de que el servicio se preste de forma gratuita o mediante contraprestación). Lógicamente, la fundación viene a realizar actividades relacionadas con el ámbito competencial de las entidades fundadoras.

…   ¿Es posible que existan aportaciones del sector privado a la fundación? La Ley lo admite expresamente, pero exige que se haya previsto previamente y que dicha aportación no sea mayoritaria

**

…   3.-La fundación quedará adscrita una Administración Pública (se dan determinados criterios para determinarla como, por ejemplo, la mayoría de patronos, las facultades de nombramiento o destitución de los miembros de los órganos ejecutivos, etc.).

…   El Derecho supletorio de las fundaciones reside en la Ley 50/2002, de 26 de diciembre, de Fundaciones y en el ordenamiento jurídico-privado en la materia.  Ahora bien, su régimen de contratación y presupuestario, de contabilidad, de control económico-financiero y de personal sí tiene carácter público. No obstante, el art. 132.3 apuesta por la aplicación del Derecho laboral en materia de personal (incluyendo a los directivos).

   La creación de fundaciones del sector público estatal se hará por Ley, aunque los posteriores estatutos ya se aprueban en Consejo de Ministros.

***

Acerca de Joan Amenós Álamo

Professor de Dret Administratiu
Esta entrada fue publicada en Administración institucional, Fundaciones. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.