recuperacion del suelo pubico

Algunos problemas del suelo pélvico tras el embarazo

suelo-pelvico-II-2

Cuando hablamos del suelo pélvico nos estamos refiriendo a un grupo de tejidos y músculos que se encuentran situados entre la vagina y el recto. Cuando una mujer está embarazada, irá viendo como poco a poco el bebé necesita ocupar cada vez más espacio; al principio el crecimiento es progresivo pero, al llevar al tercer trimestre de embarazo, este se duplicando llegando un momento en el cuerpo no puede asimilar tanto cambio.
Los órganos se comprimen para dejar espacio al bebé y el suelo pélvico queda alterado. El problema es que, cuando el bebé sale del útero materno, este suelo pélvico no suele recuperarse por si solo o puede tardar algún tiempo en hacerlo.
Uno de los problemas más importantes que produce esta alteración del suelo pélvico es incontinencia; es decir, que la mujer será incapaz de poder controlar su capacidad de micción en determinados momentos. Por otra parte también se pueden producir problemas a nivel sexual; digamos que la zona de la vagina es demasiado amplia como para conseguir ese placer que se experimentaba antes del embarazo.
Afortunadamente estamos hablando de un problema que tiene solución.

Proceso de rehabilitación

Lo primero que tenemos que hacer es visitar de forma regular al ginecólogo. Este se encargará de determinar cuál es nuestra situación y de recomendarnos unos ejercicios para poder ejercitar la zona.
Por una parte se realizan lo que se conoce como ejercicios de contracción vaginal. Toda una serie de técnicas controladas en un tiempo determinado que nos ayudará fortalecer el suelo pélvico.
Las esferas vaginales o bolas chinas también son un buen recurso para este trastorno. A diferencia de lo que se pueda llegar a creer, estas bolas tienen usos mucho más extendidos que en el ámbito sexual. La idea es que al colocarlos se estimule la lubricación natural de la zona vaginal y, de esta forma, también ocurra lo mismo con las contracciones.
En este ámbito encontramos unos instrumentos sexuales conocidos como “bolas de Kegel” que se pueden adquirir directamente en la farmacia. Existen múltiples ejercicios asociados con estas bolas para poder corregir este problema.
Por otra parte, no se nos puede olvidar que el agua se considera fundamental para conseguir la recuperación y que, además, orientes frecuentemente. Por otro lado, seguir una dieta equilibrada se considera fundamental si queremos obtener buenos resultados.
Ahora ya sabes los problemas que se producen en el suelo pélvico de la mujer y algunas soluciones.

Esta entrada fue publicada en General, Salud. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.