Pagos y trámites de los autónomos

Ser autónomo es una de las elecciones más importantes de una persona ya que implica algunos compromisos y deberes.

La figura jurídica del autónomo, también llamado trabajador por cuenta propia, se basa en que carece de empleador fijo y realiza trabajos de manera puntual para diferentes empresas o instituciones.

La figura del autónomo ha tenido mucha controversia y sigue teniéndola, puesto que se suele hacer un mal uso del mismo a la hora de contratar. El llamado “falso autónomo” es una figura muy conocida para muchas empresas que contratan a profesionales que facturan como autónomos pero que tienen una actividad frecuente en la empresa, como cualquier empleado habitual asalariado.

Este falso autónomo es ilegal pero muchas empresas siguen realizando este tipo de contrataciones ya que la Seguridad Social rara vez puede demostrar que, efectivamente, se trata de la figura de un falso autónomo. No obstante, un autónomo tiene que abonar una cuota mensual para estar dado de alta en este régimen. A continuación explicaremos en qué consiste la cuota de autónomos y cuanto suele costar a aquellos que deciden trabajar por cuenta propia.

¿Qué es la cuota de autónomos?

La cuota de autónomos es la cuota mensual que un trabajador por cuenta propia debe abonar para estar dado de alta en el régimen de autónomos y facturar como tal.

Esta cuota debe abonarse desde el primer día de alta en el régimen y se trata de una cuota independiente a otros impuestos como podría ser el IRPF o la declaración del IVA. La base de cotización es el principal factor que marca la cuantía de la cuota mensual de autónomos y esta describe la cantidad que vamos a cotizar en prestaciones, jubilación, etc.

El importe de la base de cotización lo elige cada trabajador por cuenta propia de manera independiente siguiendo unas bases máximas y mínimas de cotización.

No obstante, durante los primeros 12 meses (un año) el trabajador por cuenta propia podrá disfrutar de una cuota mínima de autónomos de 60 euros al mes. Esta tarifa especial está pensada para emprendedores que quieren comenzar su andadura en el régimen de autónomos.

Darse de baja como autónomo

Si la cosa no funciona y no tenemos la posibilidad de ganarnos la vida trabajando como autónomos, siempre podemos darnos de baja y buscar trabajo por cuenta ajena.

Dar de baja de autónomo es un trámite que podemos realizar por Internet rellenando el modelo 037, es un trámite fácil y rápido aunque si no tenéis experiencia lo mejor es que lo consultéis con vuestro asesor y que él o ella se encargue de realizar todo el proceso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.