Qué efectos secundarios puedo tener al tomar anticonceptivos hormonales

efectos secundarios pastillas anticonceptivas

Los métodos anticonceptivos hormonales, son el tipo de método de planificación más variado que se encuentra disponible actualmente. Dentro de estos métodos se incluyen los parches, pastillas anticonceptivas, inyecciones, anillos vaginales, dispositivos intrauterinos y el implante subdérmico. Cada uno de estos métodos tiene una acción distinta, al incluir una composición de hormonas diferente de acuerdo a su tiempo de efecto.

Una relación proporcional que se puede tener en mente con respecto a los anticonceptivos hormonales, es que mientras más espaciado sea su uso, mayor concentración de hormonas tienen en su composición. De esta forma podríamos decir que los anticonceptivos con menor cantidad de hormonas son las píldoras, debido a que estas deben tomarse de forma diaria.

Las píldoras anticonceptivas están dentro del grupo de anticonceptivos que se conoce como anticonceptivos de baja dosis, aunque su acción hormonal es menor, esto no disminuye el alto nivel de efectividad que tienen en el cuerpo. Tanto las pastillas anticonceptivas como los demás métodos de planificación a base de hormonas, pueden presentar algunos efectos secundarios.

Efectos secundarios de los anticonceptivos hormonales

 

Estos efectos secundarios, si bien tienen relación con la toma de los anticonceptivos, en la gran mayoría de los casos no representan un riesgo para la salud y suelen desaparecer luego de algunos meses de uso del método.

Ausencia de la regla: este es el efecto secundario más común, principalmente con el uso de inyecciones; este efecto no produce ningún daño al organismo, sin embargo puede llevar a sospechar un embarazo. Realiza una prueba y consulta con el médico en caso de no tener el período durante dos ciclos seguidos.

Efectos en el sistema cardiovascular: este es el motivo principal por el que debes consultar al médico antes de iniciar con pastillas anticonceptivas o cualquier otro método hormonal. Existen ciertos grupos de riesgo, como las fumadoras, mujeres con hipertensión arterial, historial familiar de problemas circulatorios, diabetes o propensión a la trombosis. En cualquiera de estos casos el médico tendrá que valorar la posibilidad de usar un método hormonal.

Efectos más frecuentes: los efectos secundarios (y los menos graves) que suelen producir los métodos anticonceptivos hormonales son el aumento de peso, retención de líquidos que produzca hinchazón, una mayor propensión a infecciones urinarias, dolores de cabeza y náuseas. Estos efectos son los más comunes y suelen desaparecer luego de unos meses.

En las pastillas anticonceptivas y otros métodos de baja dosis, al concentrarse una menor cantidad de hormonas, el cuerpo puede asimilar de mejor forma su presencia, por lo que los efectos secundarios se disminuyen de forma significativa.

Además de lo anterior, los anticonceptivos hormonales pueden tener ciertos beneficios, como la desaparición del acné, regulación de los ciclos menstruales o control de la aparición de vello facial en caso de mujeres con este problema.

Debido a que los métodos anticonceptivos que hacen uso de hormonas son muy variados, lo recomendable es consultar al médico antes de decidir la forma de planificación familiar que se desea utilizar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.